Gobernanza ConSentido Público 2018. Derechos de autor

 

 

Por: Erika Andrea Pareja López 

Lo invito a que se traslade por un momento a un mundo sin información, no me refiero a un mundo sin tecnología, sino aun mundo sin datos para tomar decisiones: ¿Qué hora es? ¿Qué debo hacer hoy? ¿Habrá trancón para llegar al trabajo? ¿Lloverá para llevar sombrilla?  Estas decisiones hoy parecen fáciles: consultar el reloj, mirar la agenda, poner waze o consular la aplicación del tiempo. Desde los años 70, hemos avanzado estruendosamente en un mundo que dispone de diversos medios para entregar información, la cuál permite nuestra toma de decisiones.

Si tomamos ejemplos de trascendencia colectiva: ¿Qué decisiones está tomando el presidente de mi país hoy? ¿Habrá tercera guerra mundial? ¿Por quién debo votar? ¿Qué estará votando el Congreso de mi país? ¿Cuánto dinero ha destinado mi Alcalde para el arreglo de vías? Si la información es importante para tomar decisiones personales, piense en la trascendencia de la información pública. ¿Qué es información pública? Todo… absolutamente todos los datos que producen o custodian las entidades públicas o entidades que presten un servicio público.

Pocas personas saben que en Colombia, acceder a la información pública es un derecho, y un derecho fundamental.  Se hace énfasis, en Colombia, porque no todos los países del mundo han dado este paso. Nuestro país es un pionero, de la mano de Chile y México, se han convertido en referentes para el mundo. Contamos con mejor reglamentación que lo Estados calificados como superpotencias como Estados Unidos o Alemania.  En el año 2014, gracias a la acción de un grupo de organizaciones ciudadanas se sancionó la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública (Ley 1712 de 2014), poniendo a Colombia en un grupo de países élite que reconoce este derecho.

Pero ¿Por qué es importante el derecho de acceso a la información pública?  Existen dos ámbitos:

Día a día existe información pública que es de vital importancia para tomar decisiones personales: la historia clínica,  las fechas de matrícula escolar, las becas que otorga el Estado, las semanas de cotización para pensionarse, requisitos para acceder a los programas sociales del estado, los candidatos de las próximas elecciones,  cómo acercarse a las entidades en busca de justicia, entre otros. Todas estas acciones que desarrollamos para salvaguardar otros derechos como la salud, la educación, el trabajo digno, la participación política, por eso acceder a la información es un derecho fundamental, en ocasiones protege hasta la vida misma.

Desde el punto de vista colectivo, Colombia está despertando al flagelo de la corrupción que se lleva aproximadamente 50 billones de pesos anuales. Para aterrizar la cifra, con ese dinero se garantizaría vivienda digna a todos los Colombianos. Una de las principales causas de la corrupción, es la opacidad. Algo opaco es algo que no deja ver a través, por eso se habla que el paso para prevenir la corrupción es la transparencia, y una de sus consideraciones más básicas se refiere a la entrega total de información de calidad  porque le permite a la ciudadanía conocer las actuaciones del Estado y, de esta forma, controlar su funcionamiento y gestión. Gracias a esto, se evidencia la forma como se están ejecutando los recursos públicos y se están cumpliendo las funciones públicas, siendo este un ejercicio de control social. 

Cuando todos los ciudadanos pueden conocer el funcionamiento, la estructura, los procesos y las decisiones que se toman desde el Estado, se restringen las posibilidades de realizar actos de corrupción, y a la vez se puede evaluar la eficiencia y pertinencia de la ejecución de programas, así como la ejecución del presupuesto público y si éste responde a las necesidades sociales.

Pero nos quedamos en marcos normativos determinantes y estructuras institucionales perfectas. La gran mayoría de ciudadanos y servidores públicos ignoran que en Colombia existe el derecho  fundamental de acceder a la información pública, y por ende, no lo utilizamos ni lo hacemos respetar. Seguimos pensando que las entidades públicas tienen la potestad de decidir entregar información y se recurre, de forma casi que natural, al derecho de petición. Adicionalmente, recibimos información que no entendemos y no nos atrevemos a preguntar. ¿Cuántas personas en Colombia saben leer los presupuestos públicos? ¿A cuántos nos han dado respuesta citando innumerables leyes que no entendemos? ¿Y si hablo una de las 52 lenguas indígenas que son oficiales en Colombia? ¿Y si soy ciego? El derecho a acceder a la información pública trasciende la simple entrega de información y reta al servidor público a comunicar de forma efectiva, buscando que el receptor final entienda la solicitud hecha.

Vivimos en una sociedad que da por sentado sus derechos.  Como individuos en muchas ocasiones no entendemos las luchas sociales históricas que esconde cada conquista ¿Votar? ¿Participar? El mismo derecho a la vida no era tema prioritario hace un par de siglos, cuando sin juicios se decidía quién iba a la guillotina. En ocasiones olvidamos una de las conmemoraciones más importantes de nuestra época: la declaración de los derechos humanos.  Ha sido un largo proceso para avanzar en el ejercicio de derechos civiles, políticos, sociales, económicos, sexuales, reproductivos y ambientales.  Nos ha costado como sociedad, muertes, movilizaciones sociales, alteraciones del statuo quo, destierros, gritos y lágrimas. Acceder a la información pública es otro triunfo social, démosle el uso que necesita el país para cuidar nuestros recursos y buscar administraciones más transparentes.

 

Email

Uno de los propósitos de Gobernanza Territorial ConSentido Público, iniciativa liderada por la Delegación de la Unión Europea en Colombia, El Fondo de Población de las Naciones Unidas -UNFPA-, La Federación Colombiana de Municipios y socios regionales en los departamentos de Nariño y Meta, es apoyar la formulación y estructuración de un proyecto de carácter regional en los municipios focalizados, además de acompañar el proceso de búsqueda de fuentes de financiación.

 

Así fue el proceso en el Meta

 Después de varios encuentros, donde las administraciones locales y miembros de la sociedad cilvil de los municipios de Lejanías, El Castillo, El Dorado, Mesetas y El Calvario, participaron en los espacios de análisis, se concluyó de manera colectiva que el proyecto de impacto regional debía estar directamente relacionado con el “fortalecimiento de la producción agrícola con un enfoque ambientalmente sostenible”. Esta propuesta consiste en que cada participante del proyecto delimite un área de su parcela para que sea restaurada de forma natural y, como contraprestación, será acompañado en el desarrollo un proyecto productivo agrícola.

 Recorriendo el Territorio

Al tener definido el propósito del proyecto, durante el mes de febrero de 2018, el equipo técnico recorrió los cinco municipios, en donde identificó las siguientes problemáticas comunes:

 

  • Producción agrícola con bajos estándares de calidad.
  • Insuficiente asistencia técnica para que el sector agropecuario sea competitivo en el mercado nacional e internacional.
  • Sistemas productivos agropecuarios perjudiciales para el medio ambiente (contaminación de fuentes hídricas y disposición final de residuos sólidos).
  • Intervención en fronteras agropecuarias de las zonas de preservación y Parques Naturales
  • Bajos ingresos para los medianos y pequeños productores agropecuarios por canales de comercialización indirectos.

 

Posterior a la identificación de las problemáticas, un equipo conformado por 20 personas de la región, realizó un diagnóstico preliminar, en el que visitaron un total de 444 predios, actividad que les permitió levantar una caracterización socio económica de la población, cultivos predominantes, así como conocer elementos relevantes para el desarrollo del proyecto, como las vías de acceso, áreas de conservación, buenas prácticas agrícolas, entre otras. Con la caracterización, El Calvario contará con la participación de 25 familias y los demás municipios con 24 familias, cada uno.

 

Al contar con la información que recogieron los técnicos, la fase 3 de este proceso, se centró en realizar  un diagnóstico completo, que permitió enrutar el proyecto con tres objetivos clave:

 

  • Dinamizar y fortalecer la producción agrícola de los municipios de El Calvario, El Castillo, El Dorado, Lejanías y Mesetas.
  • Mejorar los ingresos de los agricultores.
  • Conservar ecosistemas naturales a partir de la preservación y/o restauración.

 

Teniendo en cuenta que El Calvario es un municipio con unas características geográficas diferentes, frente a los demás, se tomó la decisión de implementar el cultivo de lulo en este municipio y en Lejanías, Mesetas, El Castillo y El Dorado, se promoverá la producción de aguacate.

 

Al mismo tiempo, los acuerdos de conservación a los que se comprometerán los participantes del proyecto, incluyen el uso racional de plaguicidas que sean admitidos por la agricultura limpia (categorías III Y IV de banda azul y verde) en los cultivos, la garantía de mano de obra y ser responsables con el medio ambiente; para Jhon Hernández, ingeniero agrícola, líder de desarrollo del proyecto en el departamento del Meta, estos componentes productivos y de conservación, son una fórmula que garantiza la sostenibilidad del proyecto mismo, “antes, se formulaban proyectos orientados solamente en la producción y no se pensaba en el impacto ambiental que esto podía generar. Actualmente, existe un mayor conocimiento y compromiso frente al manejo de la tierra, sabemos que es muy importante implementar buenas prácticas agrícolas para disminuir el impacto y ayudar a su preservación.” Por su parte, Eliecer Urrea, alcalde de El Castillo, afirma que su administración está presta a acompañar esta iniciativa “desde esta administración celebramos que apoyen a nuestros campesinos, pues el aguacate es un producto característico del Alto Ariari, los agricultores lo saben y esperan poder llegar un día a exportar este producto tan apetecido en países como Estados Unidos y Japón”. 

 

Además, para garantizar las sostenibilidad y el éxito del proyecto, dentro de la estructuración se contempla el trabajo asociativo entre productores para mayor competitividad en el mercado y asistencia técnica hasta la estabilización de la cosecha, -3 años para aguacate -y año y medio para el cultivo de lulo-, la cual va acompañada de capacitaciones y escuelas de campo en las cuales los productores aprenderán prácticas adecuadas de manejo del cultivo y fortalecimiento de capacidades.

 

Finalmente, el  30 de junio, se entregarán los proyectos estructurados, para que los municipios los puedan presentar a las diferentes fuentes de financiación, frente a lo que los profesionales de gestión de proyectos de Gobernanza Territorial ConSentido Público, realizarán el respectivo acompañamiento durante tres meses.

Email

Hoy, desde el Punto de Vive Digital de Consacá, se abre la semana de talleres de fortalecimiento, en donde miembros del equipo de Gobernanza Territorial ConSentido Público, llevarán a cabo una serie de asistencias técnicas, orientadas a brindar diversas herramientas a los Equipos de Gobierno y Consejos Territoriales de Planeación  -CTP- de los municipios de Consacá, Ancuyá, Sandoná y Linares en el departamento de Nariño.

Las jornadas tendrán como objetivo principal, generar conversaciones reflexivas con los diferentes equipos de gobierno, sobre el proceso de Rendición de Cuentas en sus territorios, en donde Érika Pareja, líder de Transparencia y Rendición de Cuentas, les dará elementos, instrumentos y metodologías que pueden usar para salir del esquema de la clásica  audiencia pública  “La rendición de cuentas es un proceso de participación ciudadana, que debe tener tres elementos: Información, Diálogo y Evaluación, si no se desarrollan estos elementos, los territorios no están cumpliendo con el concepto de rendir cuentas”, afirma la profesional.  

Otro proceso que se desarrollará, es el trabajo de fortalecimiento de los CTP, con el objetivo de reafirmar su rol, frente a su proceso de participación en el seguimiento del Plan de Desarrollo de su Municipio, para Héctor Yara, líder de Desarrollo Institucional, estos e ejercicios fortalecen la  gobernanza en el territorio. “estamos empoderando a la sociedad civil  para que participe  y tome decisiones sobre el desarrollo de su entorno, pues sin la participación de la sociedad civil, no existe la gobernanza” 

Esta vez, Consacá solicitó acompañamiento por parte de Gobernanza Territorial Consentido Público,  para fortalecer la relación entre el Gobierno Local y el Concejo Municipal, al mismo tiempo, tomó el espacio de capacitación en rendición de cuentas como un momento de análisis y autocrítica sobre su pasada audiencia pública, realizada el pasado 2 de mayo en el municipio. “fue un espacio muy valioso, sabemos que hay cosas por mejorar, pero al mismo tiempo, confirmamos que estamos realizando muchas actividades que aportan a la rendición de cuentas,” afirmó Osvaldo Calvache, Secretario de Planeación Municipal. 

 Gobernanza Territorial ConSentido Público, es una iniciativa en el que participan La Delegación de la Unión Europea en Colombia, El Fondo de Población de las Naciones Unidas -UNFPA-, La Federación Colombiana de Municipios y socios regionales en los departamentos de Nariño y Meta.   Se espera regresar próximamente a Nariño, para desarrollar talleres sobre metodologías de diálogo público y caracterización de la población comunidad, herramientas que aportan al mejoramiento del proceso de rendición de cuentas, además en el mes de junio se espera también reactivar el Consejo Territorial de Planeación. 

 

Email

El 23 de mayo, en la alcaldía de Ancuya, miembros del Gobierno Local participaron en el taller sobre Rendición de Cuentas, donde tuvieron la oportunidad de reflexionar sobre los diferentes escenarios de dialogo con la comunidad, que promueve la administración, así como derribar “mitos” en el marco de este proceso, que se encuentra en todos los ciclos de la gestión pública. El espacio fue liderado por Érika Pareja, líder de transparencia y rendición de cuentas de Gobernanza Territorial ConSentido Público, iniciativa financiada por la Delegación de la Unión Europea en Colombia, en la que participan el Fondo de Población de las Naciones Unidas -UNFPA-, la Federación Colombiana de Municipios y socios regionales en los departamentos de Nariño y Meta.

 

Según Erika Pareja, uno de los mitos más recurrentes frente a la rendición de cuentas, es que se limita únicamente a realizar un evento o audiencia pública, donde se informa a la comunidad sobre las actividades realizadas frente a vigencias anteriores, “rendir cuentas no es entregar información, es un proceso y por eso debe estar en todos los ciclos de la gestión pública, donde los gobiernos locales informen constantemente sobre su gestión, garantizando un diálogo abierto con la comunidad, conversaciones de doble vía, en donde los actores sociales puedan participar, proponer ideas, formular preguntas y disipar inquietudes. La alcaldía de Ancuya espera realizar próximamente su rendición de cuentas, sobre la vigencia 2017.Con los elementos brindados, pueden realizar diferentes actividades en el marco del proceso de rendición de cuentas, de cara a la sociedad civil, “con el taller de hoy, nos vamos con nuevos conocimientos, derrumbamos mitos y entendimos que podemos abrir diferentes espacios de diálogo con la comunidad.”Jefferson Órdoñez - Secretario de Planeación de Ancuya.

 

CONSEJEROS TERRITORIALES DE PLANEACIÓN REAFIRMAN SU ROL EN SANDONÁ

En el punto Vive Digital de Sandoná, se dieron cita los Consejeros Territoriales, para acordar acciones que promuevan la participación del Consejo Territorial de Planeación -CTP-, como instancia de la sociedad civil que verificar el cumplimiento de los objetivos propuestos por el Plan de Desarrollo Municipal.

Representantes de sectores como educación, ambiente, agrícola, sector productivo y juntas de acción comunal, repasaron de la mano de Héctor Yara, líder de Desarrollo Institucional, de Gobernanza Territorial ConSentido Público, las funciones de los CTP y reflexionaron sobre las acciones realizadas para lograr los objetivos propuestos. Con el apoyo de Ediuardo Martínez, profesional de CERES, se identificó que todos los miembros del Consejo, son ciudadanos que participan activamente en diferentes escenarios de construcción colectiva por el municipio, pero es necesario activar y articular actividades desde el CTP, “estos espacios nos motivan a trabajar de manera articulada, hoy me llevo muchos aprendizajes y las ganas de reactivar el CTP” afirmó Deima Cecilia Betancourt, representante del sector educación.

Mañana 24 de mayo, se desarrollará el espacio de consenso con el Consejo Territorial de Ancuya, mientras que el Equipo de Gobierno de Sandoná, participará en el taller de Rendición de Cuentas.

Email

A través de metodologías participativas, miembros del equipo de Gobernanza Territorial ConSenti- do Público, llevarán a cabo esta semana talleres dirigidos al fortalecimiento de los Consejos Terri- toriales de Planeación de los municipios de Mesetas, Lejanías, El Dorado, El Castillo y El Calvario, en el departamento del Meta.

Las jornadas tendrán como objetivo principal, crear un plan de acción, para que los CTP tengan una hoja de ruta que marque su trabajo en el seguimiento de los Planes de Desarrollo de sus mu- nicipios. Para Erika Pareja, líder de Transparencia y Rendición de Cuentas de Gobernanza Con- Sentido, estos espacios fortalecen el trabajo colectivo de las comunidades, “estamos en el territo- rio para escuchar a los consejeros, conocer cómo se identifican, saber las necesidades que pre- sentan desde su rol y plantear cómo desde el proyecto podemos aportar para potencializar su par- ticipación, desde esta instancia, pues son un actor clave en el proceso del desarrollo territorial, con una función consultiva, de gran importancia”

Gobernanza Territorial ConSentido Público, es una iniciativa en el que participan La Delegación de la Unión Europea en Colombia, El Fondo de Población de las Naciones Unidas -UNFPA-, La Fe- deración Colombiana de Municipios y socios regionales en los departamentos de Nariño y Meta. Se espera implementar el taller con los Consejos Territoriales de Planeación de los municipios de Ancuya, Linares, Consacá y Sandoná en Nariño, durante la última semana de mayo.

Email